“Hacemos todo con el cerebro, desde respirar hasta filosofar”

Rosario Plus / Radio Si 98.9

De visita en la ciudad, el neurocientífico Facundo Manes detalló sobre las emociones tóxicas y su efecto en el comportamiento de las personas

El destacado neurocientífico Facundo Manes está de visita en la ciudad, para inaugurar un centro de rehabilitación que promete no tener nada que envidiar a otros espacios del estilo porteños e incluso del exterior. “Todo lo hacemos con el cerebro, desde el acto mecánico constante de respirar hasta un análisis filosófico, y lo que se conoce en la ciencia genera un impacto en la gente”, planteó a la hora de explicar por qué a los argentinos ahora les interesa tanto la neurociencia.
Entrevistado en Sí 98.9, el reconocido neurólogo destacó que “hoy las enfermedades del cerebro como el estrés o la ansiedad son las primeras causa de discapacidad, más que el cáncer y que las enfermedades cardiovasculares”.
Consultado sobre cómo su libro Cómo usar el cerebro propone vivir mejor, explicó: “Las emociones que sentimos guían nuestra conducta porque somos seres emocionales. Un disparo emocional no se maneja, pero sí se puede manejar la reacción ante esas emociones. Muchas veces la gente tiene reacciones a partir de emociones automáticas, pensamientos tóxicos y es un tema que se puede trabajar para revertir”.
Según Manes, hay quienes manejan automáticamente sus emociones y las revierten. “Se trata de personas resilientes, ven siempre la mitad llena del vaso y naturalmente viven más felices, y muchas otras personas tienen pensamientos tóxicos que no saben manejar”, analizó.
Para estos casos, el neurocientífico explicó que “hay técnicas que no son fáciles para nada, pero mejoran la calidad de vida manejando sus emociones y su tiempo personal”. Algunas actividades que revierten estas emociones negativas, también son el ejercicio físico, la vida social, los nuevos aprendizajes y dormir bien, según indicó.
Manes vino a Rosario este jueves en ocasión de la inauguración del Centro Ineco Oroño, un instituto nuevo de neurociencia, que será pública con inversión privada, para que “Rosario sea referencia nacional en trastornos neurológicos”.sobre este proyecto, contó: “Estoy contento que repatriamos a un prestigioso neurólogo de Hamburgo (Alemania) Máximo Zimerman”.