“Estar conectados permanentemente no es bueno”

Los Primeros

El prestigioso neurocientífico presenta hoy en Tucumán su último libro titulado “Usar el cerebro”. En LOS PRIMEROS habló de las nuevas tecnologías y cómo afecta nuestra vida diaria. El desafío futuro: manejar el tiempo personal y las emociones.

size1_39237_facundolosprimeros

Facundo Manes se presenta hoy a las 18 horas en el Sheraton en el ciclo de conferencia de la Bancaria. Es un neurólogo y neurocientífico, dirige el Instituto de Neurociencia ha publicado más de 170 trabajos científicos y en Tucumán presentará su último libro “Usar el cerebro”.
“Todo lo que hacemos lo hacemos con el cerebro, somos nuestra mente, el cerebro es el órgano que nos hace humano” y es bueno conocerlo, es por eso que el neurocientífico enfoca en él su último trabajo.
En diálogo con LOS PRIMEROS, el doctor Manes abordó distintos, uno de ellos: las nuevas tecnologías, la accesibilidad y la posibilidad de las personas de vivir en un mundo virtual, interconectados de manera permanente, lo que según indicó el especialista no es bueno. “Si bien es fantástica la conexión, estar conectado permanentemente no es bueno, uno y especialmente los chicos, tienen que relajarse, aburrirse, no pensar en nada, no ser rehén de las redes sociales que generan, en conductas obsesivas y compulsivas, adicción, y en otras dependencia” señaló, todo esto afecta el rendimiento y aumenta el estrés. En este sentido el neurocientífico sugiere concentrarse en pocas cosas, de manera que fluya la capacidad creativa, y esto es lo que hacen aquellas personas que generalmente tienen éxito en los ámbitos donde se desempeñan.
Uno de los desafíos del futuro del ser humano es aprender a manejar el tiempo personal y las emociones. Un debate que no se está dando en el campo de la neurociencia, sino de la economía. Una consigna interesante, casi imposible, pero necesaria. “Quienes logren este manejo serán millonarios, quienes no, podrán ser millonarios pero serán miserables” señaló sobre ello el doctor Manes.

El voto ideológico versus el voto emocional
Argentina está en plena campaña electoral y en este sentido Manes diferenció dos tipos de votos primero el ideológico, el racional y segundo el voto por emoción, muchas veces las decisiones de quiénes conducirán el país pasan por “la cara, el sentimiento, la bronca” señaló el especialista, resaltando que no muchas veces se considera este tipo de toma de decisiones condicionadas por lo emocional, o bien se la subestima.
Entonces, ¿cómo votamos?, ¿cómo tomamos esa decisión?. Manes afirma que todo tiene que ver con una revolución educativa de cara al fortalecimiento institucional. Los países desarrollados no se diferencian de los no desarrollados por su clima o idioma, sino por sus instituciones señaló en este sentido el neurocientífico. “No hay que confundir personas con el Estado a través de esto se mejora la calidad del voto”.
En este contexto Manes se preguntó porqué los argentinos vivimos debajo de nuestras posibilidades, reconociendo que hay buena gente, solidaria y capaz. Quizás y como lo planteó se trate de una cuestión de perspectiva y de proyecciones. Esto requiere volver la mirada hacia nosotros mismos y dejar de soñar por tener la infraestructura de Estados Unidos, los ingresos de Holanda y la educación de Finlandia.
El especialista propone no sólo vernos ni pensarnos en ese país que soñamos, sino también luchar por ese país soñado. “Acá hubo gente, tipos comunes que lucharon para formar la educación pública, hombres que no vieron recibirse a Favaloro, pero pensaron un país más allá de sus vidas”.